Las dificultades de lectura desde una perspectiva cognitiva

La lectura es algo tan complejo que necesitamos modelos para poder hacernos una idea de cómo leemos o qué sucede mientras leemos. Estos modelos son siempre reducciones de la realidad, pero son muy útiles si identifican algunos puntos clave que permitan explicar por qué hay lectores más y menos hábiles. Son especialmente útiles si, además, esos puntos clave se pueden evaluar para poder predecir las dificultades de lectura y para poder intervenir en ellas.

Dra. Kendeou. De su web en la Universidad de Minesota

En este caso presento un modelo muy poco articulado, poco más que una lista de factores importantes para la lectura, pero tengo dos buenas razones para difundirlo:

  1. Trata de aspectos cognitivos de la comprensión que no están incluidos en otros modelos.
  2. Está escrito por dos referentes mundiales en el estudio de la comprensión: Panayiota Kendeou y Paul van den Broek (además de Anne Helder y Josefine Karlsson, dos alumnas de la Universidad de Leiden).

Por cierto, para quien quiera ir directamente a la fuente original, el trabajo que estoy comentando se titula a cognitive view of reading comprehension: implications for reading difficulties.

El modelo cognitivo de lectura

Este modelo divide los procesos mentales que intervienen en la comprensión lectora en dos categorías: procesos de bajo nivel y procesos de alto nivel.

Los procesos y conocimientos de bajo nivel permiten transformar el código escrito en unidades de lenguaje con significado. Existe consenso en que son fundamentales:

  • La descodificación (que a su vez se podría descomponer en infinidad de procesos menores. Este es el motivo por el que no es fácil proponer modelos de lectura).
  • La fluidez.
  • El conocimiento de vocabulario.

Los procesos de alto nivel combinan las unidades de lenguaje que se han formado en los procesos de bajo nivel para crear una reprsentación mental coherente y con sentido del texto. En este caso, la investigación muestra la importancia de:

  • La construcción de inferencias, que permite contectar las ideas del texto entre sí y con los conocimientos del lector.
  • Los procesos de la función ejecutiva, que permiten organizar y reflexionar sobre la información.
  • Las habilidades de gestión de la atención, que permiten que el lector se enfoque en los aspectos más centrales o relevantes del texto y que sea capaz de supervisar su propia comprensión.

Tal vez el concepto más extraño de este modelo sea el de “procesos de la función ejecutiva”. Se trata de los procesos mentales que nos regulan y controlan mientras realizamos una tarea. En el caso de la comprensión lectora se han destacado especialmente dos: la memoria de trabajo y la inhibición. La memoria de trabajo permite al lector mantener disponible la información de lo que ha leído mientras procesa nueva información. En cierta manera explica por qué podemos relacionar la oración que estamos leyendo con lo que hemos leído anteriormente. La inhibición suprime la información poco relevante ayudando a que la memoria de trabajo no se sobrecargue.

Otras funciones ejecutivas permiten hacer planes y, por tanto, aplicar estrategias para alcanzar los objetivos que se marque el lector.

Las dificultades de comprensión

Los problemas en los procesos de bajo nivel suelen producir dificultades en la descodificación que, a su vez, pueden originar problemas en la comprensión. El mal funcionamiento de los procesos de bajo nivel puede hacer que los procesos posteriores tengan que trabajar con información incorrecta. Además, los lectores con problemas de desdificación suelen necesitar mucha atención o esfuerzo para transformar los signos impresos del texto en palabras. En cambio, los lectores capaces de hacer una lectura correcta de forma automática y fluida pueden dedicar la mayor parte de esa atención a los procesos superiores. El conocimiento del vocabulario sería algo especial, puesto que en otros modelos de comprensión se sitúa en una posición intermedia entre la descodificación y la comprensión. Y los problemas en los procesos de alto nivel claramente producirían dificultades de comprensión.

Afrontar las dificultades de comprensión

Los autores de este modelo hacen unas cuantas propuestas sobre cómo trabajar para mejorar la comprensión de los alumnos con dificultades:

  • Muchas habilidades de comprensión se pueden entrenar con materiales no escritos como textos orales, imágenes o vídeo. En los tres casos es necesario utilizar los procesos de alto nivel.
  • Puede ser útil adaptar los materiales de lectura según su propósito. Aquí me viene en la cabeza algo que llevo mucho tiempo observando y comentando: muchos libros de texto de Conocimiento del Medio, Ciencias Naturales o Ciencias Sociales dedican gran parte del texto a presentar listas de información. Difícilmente se podrán practicar con los alumnos habilidades como construir inferencias o enfocar la atención en la estructura del texto cuando el propio texto apenas tiene una estructura o relaciones implícitas. Posiblemente esta forma de redacción es útil para que el alumno aprenda los conceptos de la asignatura, pero para trabajar la comprensión serían necesarios textos más complejos en los que los alumnos tengan que inferir algunas de las relaciones entre ideas.
  • Es posible ayudar a los alumnos a formar, con menor esfuerzo, una representación coherente del texto enseñándoles a interpretar marcadores como los títulos y subtítulos, que suelen dirigir a la información clave. Por otra parte, los textos pueden ser más fáciles de interpretar si utilizan adecuadamente estos recursos.
  • La construcción de inferencias puede ser entrenada mediante el modelado y la práctica, especialmente mediante el uso de preguntas durante la lectura.
  • La gestión de la atención se puede hacer más eficaz si el profesor dirige la atención de los alumnos hacia las ideas centrales de los textos, y también si se practica la detección y solución de problemas o rupturas en la coherencia (ideas del texto que aparentemente no tienen relación entre sí o que son incompatibles).
  • Tener los conocimientos necesarios es fundamental para construir inferencias. Si el objetivo es que los alumnos desarrollen sus habilidades para construir inferencias no se pueden utilizar materiales sobre temas que los alumnos desconozcan. Sin esos conocimientos no serán capaces de construir inferencias. La forma de solucionar esto es dar a los alumnos los conocimientos suficientes para interpretar el texto o trabajar con textos sobre temas que les resulten familiares y conocidos.

 

 

 

5 comentarios

Archivado bajo Modelos de comprensión

5 Respuestas a “Las dificultades de lectura desde una perspectiva cognitiva

  1. Sin saberlo (o sabíendolo) los autores proponen la adaptación a Lectura Fácil de los materiales didácticos.

    • No lo había pensado desde esa perspectiva, pero es cierto, en cierta manera están diciendo que si quieres trabajar la comprensión utilices textos ricos y complejos y si quieres que los alumnos aprendan los contenidos del área expónselos de la forma más sencilla que sea posible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s