Archivo de la etiqueta: Navarra

Resolución 179/2015: orientaciones para la lectura comprensiva en Navarra

Que una delegación o departamento de educación autonómico proporcione orientaciones sobre cómo tratar la lectura no es algo extraño. Es menos frecuente que lo haga mediante su boletín oficial, en este caso como resolución. Esta vía puede dar más respaldo a las recomendaciones, pero también puede hacer que se pasen desapercibidas.

Pero lo que me interesa de esta Resolución 179/2015 es que no es la primera vez que se realiza una iniciativa de este tipo. Existe, al menos la Resolución 583/2002 que nos permite comparar cómo han evolucionado las recomendaciones para el tratamiento escolar de la lectura en estos 13 años.

El título y la firma

Mientras que en 2002 teníamos unas orientaciones para el tratamiento de la lectura comprensiva y del vocabulario específico, en 2015 las orientaciones son para el tratamiento de la lectura comprensiva, la escritura y el fomento del hábito lector. En ambos casos, el documento lo firma el director general de Educación (Santiago Arellano en 2002 y David Herreros en 2015).

La estructura

En ambos casos el documento se compone de un preámbulo, una serie de resoluciones y un anexo con orientaciones. En anexo de 2002 tiene cuatro secciones principales, mientras que el de 2015 tiene seis. Las secciones comunes (aunque puede hay pequeñas diferencias en la redacción del título de la primera) son:

  • La comprensión lectora, tarea ordinaria de todas las áreas (de todo el profesorado).
  • El aprendizaje mediante la lectura comprensiva de los textos de cada área.

Las secciones que aparecen en el documento de 2002, pero no en el de 2015 son:

  • Valor de la lectura oral, que en 2015 aparece como un pequeño apartado dentro de una sección mayor.
  • El lenguaje específico del área y su vocabulario, que se reduce a un párrafo dentro de una subsección.

Y las que aparecen en 2015 pero no estaban en 2002 son:

  • La expresión escrita.
  • Fomento del hábito lector.
  • La biblioteca escolar y tratamiento de la información.
  • Implicación de toda la comunidad escolar.

El contenido de la resolución de 2015

Dejo el documento de 2002 y me centro en el de 2015, examinando su contenido de una forma puramente personal, destacando lo que me llama la atención:

Buena parte de lo que indica el documento son cuestiones comúnmente aceptadas por los que tenemos inquietud por la enseñanza de la lectura y la comprensión, aunque algunas puedan resultar novedosas para los que no se habían acercado mucho a estos temas. Entre este conocimiento asentado estarían la indicación de que todas las áreas deberían trabajar la comprensión de textos propios de sus materias, la importancia de que los alumnos sientan gusto por la lectura, la necesidad de trabajar con textos con estilos y formatos variados, la importancia de las estrategias de comprensión

Algunas indicaciones menos frecuentes son:

  • La recomendación de establecer una conexión entre el método de lectura y escritura utilizado en Educación Infantil y su posterior desarrollo en Primaria.
  • Se dedica un apartado a la lectura de textos digitales que señala que la presencia de hipervínculos hace necesaria la aplicación de una estrategia de mantener el objetivo de la lectura y que estos textos tienden a ser multimodales, requiriendo la integración de escritura, imagen y sonido.
  • Se señala la necesidad destrezas de búsqueda, selección y verificación de la información en Internet, así como las de navegación por menús.

Pero…

Como ya se ha visto, se han reducido notablemente las referencias al vocabulario, y se considera que la comprensión lectora depende fundamentalmente de la aplicación de estrategias de lectura, sin tener en cuenta el importante papel que tienen los conocimientos del lector acerca del tema del que trata el texto.

Las indicaciones son generales, no se tiene en cuenta la eficacia (o ineficacia) de los distintos métodos, estrategias o actividades ni se sugieren métodos concretos que tengan un buen respaldo. Como ejemplo, se habla de la enseñanza explícita de estrategias, pero no se indica (más que de una forma velada) qué estrategias habría que enseñar ni cómo. Curiosamente, las referencias más concretas (tertulias literarias, lectura en parejas, apadrinamiento lector o clubes de lectura abiertos) se realizan en la sección de participación de la comunidad escolar.

De la lectura oral se destacan los objetivos de dominar el ritmo, la intensidad y la expresividad. Los tres son adecuados, pero tratándose de una resolución para la enseñanza primaria, se echa en falta que se mencionen la precisión -leer correctamente lo que está escrito- y la velocidad de lectura, áreas en las que fallan muchos alumnos.

 

 

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo Curiosidades, Para leer

Reflexiones sobre una convocatoria de buenas prácticas

El departamento de educación de Navarra ha convocado un premio de buenas prácticas para la mejora de la lectura, la escritura y la expresión oral en centros escolares. Echar un vistazo a los criterios para valorar las experiencias ilustra muchas cosas que vengo diciendo desde hace tiempo. Se presentan iniciativas que se hayan desarrollado durante el curso actual, y las solicitudes pueden recibir hasta 100 puntos:

  • Hasta 50 puntos por “el desarrollo de un programa sistemático de animación o mejora de la lectura, la escritura y/o la expresión oral, enmarcado dentro del Plan de Lectura y Escritura del Centro con propuestas coordinadas de actividades para diferentes niveles y ciclos o más de dos materias”.
  • Hasta 25 puntos por “actividades sistemáticas de aula para la mejora de la comprensión lectura y/o de la escritura y la expresión oral“.
  • Hasta 15 puntos por “actividades puntuales de animación a la lectura, la escritura y/o la expresión oral con participación de todo el centro escolar“.
  • Hasta 12 puntos por “actividades puntuales de animación a la lectura, la escritura y/o la expresión oral en el aula“.
  • Hasta 15 puntos por “la colaboración del centro con otros centros educativos, bibliotecas públicas u otras entidades sociales de su zona“.
  • Hasta 5 puntos por la “difusión al exterior de los trabajos realizados: medios de comunicación, internet, exposiciones, cesión de materiales a otros centros, etc“.

De Wikimedia Commons

Tras ver los criterios no puedo dejar de pensar en varias cosas importantes que no sé valoran, por ejemplo:

  • Ni un punto porque la experiencia esté fundamentada en sistemas de probada eficacia.
  • Ni un punto por evaluar de forma fiable las mejoras obtenidas con la experiencia.
  • Ni un punto por obtener resultados superiores a los que se obtenían antes de la implantación de la experiencia y que justifiquen la inversión en tiempo y material.
  • Ni un punto por garantizar que lo programado es lo que se lleva a cabo en la realidad.
  • Ni un punto por comprobar que los resultados obtenidos se mantienen a lo largo del tiempo

Y la gran pregunta que me hago es ¿por qué se llama a esto “buena prácticas” si lo que menos se valora es si son buenas o no? Entre los nombre alternativos que se me ocurren están “prácticas globales y vistosas”, o “prácticas que fomentan la participación”.

2 comentarios

Archivado bajo Competencias básicas, Curiosidades, Encuentros